Homepage

Espacios privados
Acceso a áreas privadas

Inicio Actualidad y noticias

a+
a
a-

Puerto Rico: revelan los distintos escenarios para asistir al sector cooperativista

16 de marzo de 2017

El plan fiscal de Cossec expone varias alternativas que buscan ayudar a las cooperativas ante las pérdidas que se podrían suscitar como parte del proceso de renegociación de la deuda de Puerto Rico.

Viabilizar un programa de asistencia para que cooperativas solventes puedan integrar a otras, liquidar aquellas que no poseen los niveles de capital adecuados, crear una entidad separada para lidiar con los bonos del Gobierno y crear un programa de liquidez para auxiliar a cooperativas con probabilidades de continuar operando figuran entre las alternativas que ha identificado la Corporación de Seguro y Supervisión de Cooperativas (Cossec) para enfrentar las millonarias pérdidas que ocasionará el proceso de renegociación de la deuda.

Según el borrador del plan fiscal de Cossec, al que tuvo acceso El Nuevo Día, el regulador cooperativo tiene capacidad suficiente para lidiar con aquellas cooperativas que queden insolventes por la caída de los bonos del Gobierno.
Empero, de acuerdo con el documento, y ahora que es casi seguro que la renegociación de la deuda resultará en una pérdida sustancial del principal que prestó al Gobierno, el sector cooperativo podría quedarse corto de liquidez por hasta $1,240 millones, en el peor de los escenarios.

El pasado lunes, la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) dio paso a un Plan Fiscal que deja, en promedio, unos $800 millones para el pago anual de la deuda por los próximos 10 años. Esa cifra ronda apenas el 22% del pago anual que tendría que hacerse a los bonistas, entre ellos, sobre 80 cooperativas de ahorro y crédito que prestaron el dinero de cientos de miles de socios al Gobierno.

Al aprobar el plan durante una reunión pública en la ciudad de Nueva York, los directivos de la JSF, José Ramón González y Ana Matosantos, en expresiones separadas, aseguraron que la renegociación de la deuda que impulsará Puerto Rico será significativa.

Allí también se indicó que los borradores de planes fiscales que el Gobierno presentó el pasado 21 de febrero -entre ellos, el de Cossec- todavía no se habían examinado.

Improbable cobrar el principal

“Las medidas sugeridas por la (JSF) reflejan poca flexibilidad a la hora de una negociación”, indica el documento en el que se establece que en el agregado, las cooperativas se exponen a una pérdida de 58.6% en bonos gubernamentales. Esto, partiendo del valor de mercado de la cartera, a agosto del año pasado.

“Tomando en cuenta el estado financiero de la Isla, es improbable que las cooperativas puedan recuperar su inversión inicial. No obstante, el monto recuperable depende de las negociaciones de reestructuración de deuda del ELA (Estado Libre Asociado)”, se agrega en el documento.

El pasado 17 de febrero, Cossec entregó a la Autoridad para la Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (AAFAF), el borrador de plan fiscal que la JSF solicitó al regulador y a otras cuatro dependencias, entre ellas la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) y aquella de Acueductos y Alcantarillados (AAA).

Tras presentar el borrador del plan a la AAFAF, que es la agencia enlace entre el Gobierno y la JSF, el presidente ejecutivo interino de Cossec, Carlos Méndez, y la comisionada de Desarrollo Cooperativo (CDCoop), Ivelisse Torres Rivera, dijeron a El Nuevo Día que el borrador del plan, ahora ante la consideración de la JSF, presentaba diversos escenarios para hacer frente a la situación con los bonos del Gobierno en conjunto con el sector cooperativo.

Entonces, ambos funcionarios subrayaron que Cossec contaba con suficientes reservas para encarar un escenario de varias cooperativas insolventes, de manera ordenada.

Análisis detallado

De acuerdo con el documento examinado por este diario y en el que se subraya que podría haber cambios “materiales”, Cossec analizó la situación de las cooperativas desde la perspectiva actuarial y desde el lado de liquidez.

En lo que atañe a solvencia, y por ende, en torno a la capacidad futura para que las cooperativas se mantengan funcionando, el análisis demostró que unas 31 cooperativas de un total de 117, encaran situaciones de riesgo. De ese universo, 9 cooperativas estarían sujetas a un proceso de liquidación y otras 11 serían “candidatas para asistencia en la forma de una infusión de capital”. La diferencia no necesitaría asistencia para continuar operando.

Según el análisis de Cossec, al presente, ninguna de las cooperativas que regula se encuentra en insolvencia, lo que en el mundo reglamentario se determina utilizando la escala CAMEL (Capital, Activos, Gerencia, Ingresos y Liquidez, en inglés). En esta escala, el número uno, implica mayor solidez y el cinco, insolvencia.

Sin embargo, de acuerdo con el análisis el número de cooperativas que encaran problemas operacionales y que se identifica en el nivel cuatro ha ido en aumento.
Para 2009, cuando las cooperativas comenzaron a comprar bonos de Puerto Rico, solo 9 cooperativas de unas 117, estaban en la categoría cuatro, que se considera como problemática y antecede a la insolvencia. Al cierre del año fiscal 2016, 23 cooperativas se encontraban en esa clasificación, lo que representa el 20% del sistema de ahorro y crédito de Puerto Rico.

En total, según el documento, a agosto pasado, las cooperativas tenían en bonos vigentes unos $1,021 millones, cifra que representa la inversión inicial. Sin embargo, a esa misma fecha, tales inversiones estaban valoradas en el mercado en apenas $398 millones.

Con reservas suficientes

Buena parte de ese deterioro en el sistema CAMEL parece explicarse por la caída en los bonos de Puerto Rico y ello obligó a Cossec a crear mayores reservas para atender la situación y a trazar un plan de acción, según sugirieron expertos actuariales.

En el año fiscal pasado, reza el documento, Cossec aumentó sus reservas en unos $160 millones. La cifra, dice el documento, permitiría responder por las acciones y depósitos de aquellas cooperativas que fracasen al no recuperar lo que prestaron al comprar bonos del Gobierno.

Esa reserva, según el plan podría emplearse de dos formas. Un plan de liquidación, donde Cossec cubriría las pérdidas que emanen del fracaso de una cooperativa o un plan de asistencia, donde Cossec haría una inyección de capital en aquella cooperativa que tenga posibilidades de continuar operando.

Como parte de la intervención, Cossec estaría en posición de establecer que las cooperativas que enfrenten mayores riesgos suspendan total o parcialmente el pago de sus dividendos a los socios.

“Se presume que Cossec elijirá la opción más costo efectiva”, subraya el documento.

Si el Gobierno no paga

Según el borrador del Plan Fiscal, si bien Cossec estaría en posición de atender la insolvencia de las cooperativas identificadas en el análisis, el reto principal parece encontrarse en la liquidez del sector.

Ello porque aún en el escenario más favorable, si el Gobierno no les paga lo que les debe, las cooperativas no cumplirían con los requisitos de liquidez mínima establecidos en la reglamentación.

En los estimados, si las cooperativas perdieran el 25%, necesitarían fortalecer su liquidez por $879 millones; si las pérdidas llegaran a 50%, las cooperativas necesitarían $1,004 millones. Y si las pérdidas en el proceso de renegociación fueran de 75%, el sector tendría que levantar unos $1,221 millones en liquidez.

En el documento incluso se indica que el sector se afecta porque los medios publican continuamente un panorama negativo de la situación fiscal, lo que pudiera propiciar la salida de depósitos.

Alternativas

Aparte de las medidas tradicionales que tiene Cossec, el borrador plantea otros dos cursos de acción.

Cossec, al igual que la Corporación Federal de Seguro de Depósitos (FDIC, en inglés) asegura los depósitos y acciones de los socios cooperativos por hasta $250,000. En caso de una insolvencia, el regulador activa un proceso de sindicatura y toma control de la cooperativa, propiciando que los socios no se vean afectados.
Sin embargo, en el borrador de plan fiscal, se dice que Cossec podría viabilizar otras iniciativas en conjunto con otros jugadores cooperativos.

Cossec incluyó entre las alternativas, el intercambio de bonos por acciones preferidas que impulsó el grupo llamado G25. Esta fue la única transacción que fue avalada por la junta de directores de Cossec, pero los riesgos asociados a esta, resultaron en que la JSF tomara control del regulador.

En síntesis, el intercambio buscaba que el regulador se quedara con los bonos perdidosos en manos de las cooperativas, como una medida preventiva y temporal.

En el documento se señala, sin embargo, quela transacción dejaría en aprietos a Cossec y que la medida podría ayudar a cooperativasque no lo necesitan, mal utilizando los recursos del regulador.

Un SPV para la crisis

Sin embargo, la idea del G25 parece haber servido para otra iniciativa: una entidad de propósito especial (“SPV”).

Según el borrador del plan fiscal, Cossec podría crear una entidad separada para recibir los bonos del Gobierno, aislando el daño que resultaría de la renegocación de la deuda. Sin embargo, para crear la entidad, podría necesitarse legislación.

En tanto, la alternativa que más rápido podría gestarse habría sido propuesta por el “Grupo Alianza” y consiste en un programa de liquidez cooperativo. El fondo, se capitalizaría con aportaciones de la Cooperativa de Seguros Múltiples, aquella de Vida (Cosvi), el Banco Cooperativo y FideCoop.

El programa de liquidez solo estaría disponible para entidades cooperativas viables y las cooperativas podrían acceder a los fondos ofreciendo como garantían de repago activos cooperativos como los préstamos otorgados.

Otras dos propuestas sugieren consolidar las cooperativas sin viabilidad financiera y revisar los parámetros de capital requerido por ley y los indicadores que se exigen a las cooperativas para que se mantengan en cumplimiento.

Fuente: El Nuevo Día

Contenidos relacionados

Más contenidos sobre:

Publicite su evento o su producto en el sitio web de referencia sobre cooperativismo de habla hispana. Conozca aquí cómo anunciar en nuestro sitio web.