Homepage

Espacios privados
Acceso a áreas privadas

Inicio Actualidad y noticias

a+
a
a-

Confecoop y gremios cooperativos coinciden en Diálogo y democracia, como salida al Paro Nacional

12 de mayo de 2021

Frente a la situación de orden público, la situación social y económica que afronta el país, Confecoop y los gremios cooperativos dieron a conocer su posición frente a la protesta social.

Hace algunos días, los dirigentes de los gremios del sector solidario presentaron su posición frente a la protesta social y al paro nacional en un conversatorio Online de Gestión Solidaria, “Cuál es la posición del cooperativismo frente al Paro Nacional”.

Los participantes, que coincidieron en el diálogo y la democracia como una salida justa y viable ante la coyuntura actual, fueron María Eugenia Pérez Zea, directora de Ascoop; Carlos Acero Sánchez, presidente de Confecoop; Enrique Valderrama Jaramillo, presidente Fecolfin, Miller García Perdomo, presidente de Analfe; y Vicente Suescún Parra, presidente de Fedemutuales.

Vea el conversatorio completo en https://fb.watch/5qMmldLJN3/

De otro lado, Confecoop emitió un comunicado en el que ratifica la concertación y la paz como una salida viable a la actual crisis que afronta el país y destacó al cooperativismo como construcción, de paz y desarrollo.

Aquí el comunicado de la Confederación de Cooperativas de Colombia – Confecoop:

Desde el cooperativismo colombiano reiteramos nuestro compromiso de contribuir en la construcción de un diálogo propositivo y eficaz que ponga en marcha soluciones inmediatas a los múltiples problemas sociales y económicos que han generado el descontento popular expresado en la legítima protesta social de miles de jóvenes, mujeres, trabajadores, campesinos, estudiantes, transportadores, pequeños empresarios, independientes, informales y personal médico y sanitario, entre otros.

La discusión de los problemas sociales, económicos y políticos de interés nacional debe darse en el marco democrático que nuestro Estado Social de Derecho garantiza a los ciudadanos y como un ejercicio pleno de nuestra democracia participativa con total respeto por los derechos humanos, que deben prevalecer y protegerse por sobre todo y en todo caso.

Las peticiones legítimas de la ciudadanía no deben ser opacadas por las acciones de vandalismo, violencia y excesos en el uso de la fuerza, que han cobrado la vida de jóvenes colombianos, que están sumando más dolor y heridas a esta tragedia de confrontación entre colombianos, en hechos que rechazamos absolutamente y que deben ser objeto de investigación y sanción por las autoridades. Nuestra solidaridad con todas las víctimas y sus familias.

Otras acciones y medidas de hecho que afectan la movilidad y ponen en riesgo la vida e integridad de las personas, o afectan el trabajo, la producción, el acceso a productos e insumos vitales, o dañan o destruyen bienes públicos y privados, entre ellos los de varias cooperativas, que también rechazamos, deben cesar inmediatamente.

El camino es el diálogo sincero que genere confianza, contrarreste la polarización y conduzca a un gran acuerdo social que propicie el desarrollo económico, social y ambiental con enfoque humano, que sea posible de cumplir, serio y sostenible.

Desde las cooperativas de Colombia consideramos que es el momento para que como sociedad nos reunamos en torno a los valores esenciales de la solidaridad, la cooperación y el bien común para abrir caminos de solución a los problemas profundos que vivimos, que se han visto agudizados por la pandemia profundizando la desigualdad y la inequidad social.

→ Desde el movimiento cooperativo:
participemos en la construcción de acuerdos inmediatos

Hacemos un especial llamado a nuestras organizaciones cooperativas, a sus asociados, directivos y funcionarios para que unidos y solidarios promovamos con las autoridades nacionales, territoriales y locales y con las organizaciones de las sociedad civil un proceso de construcción colectiva de acuerdos que definan políticas que sean puestas en marcha de manera inmediata que generen un ambiente de convivencia pacífica y desarrollo socioeconómico y cultural, a través de la organización de las personas y comunidades en cooperativas que, gracias a sus características permiten que las personas asociadas puedan ser autogestoras de su propio desarrollo y contribuir de esa manera a la prosperidad colectiva de la nación.

→ Cooperativas en los territorios: Cinco políticas claves para el momento

Al Gobierno Nacional y a los gobiernos territoriales les reiteramos nuestro compromiso para participar en este diálogo nacional y en los departamentos y municipios con el propósito de aportar propuestas de solución en torno al modelo de gestión socioeconómico y empresarial cooperativo, que como lo muestra la experiencia internacional pueden contribuir a crear, impulsar o consolidar procesos productivos de diversos sectores sociales, empezando por los jóvenes, las mujeres, los independientes, los informales y los micro, pequeños y medianos empresarios.

Como lo hemos presentado en el marco de la Comisión Intersectorial de Economía Solidaria, las cooperativas están llamadas a ser gestoras de la reactivación económica, social, cultural y ambiental del país, entre otros, en los siguientes campos:

1. Cooperativas de jóvenes para organizar su capacidad productiva y crear sus propios empleos sostenibles en economía creativa y del conocimiento, innovación y desarrollo, TIC, producción de contenidos y plataformas cooperativas.

2. Cooperativas para el desarrollo rural integral para promover la producción agropecuaria y agroindustrial, energías sostenibles, agroturismo, asistencia técnica, servicios públicos y servicios ambientales, entre otros.

3. Cooperativas para los trabajadores independientes e informales promoviendo la formalización de empresas y trabajo para garantizar trabajo digno, estable y sostenible en el desarrollo de múltiples actividades económicas.

4. Cooperativas de servicios sociales: Prestación de servicios sociales a través de los cuales se ejecuten políticas públicas.

5. Recuperación de empresas en crisis a través de su transformación en cooperativas.

6. Servicios financieros cooperativos para avanzar en la inclusión social y económica a través del acceso a servicios y productos financieros, estimulando el ahorro y el crédito popular, el financiamiento de proyectos productivos y crédito a mipymes, en los territorios.

Frente a las reformas sociales, económicas y fiscales que requiere el Estado colombiano, las cuales deben poner al ser humano en el centro de sus preocupaciones, las cooperativas tenemos iniciativas y aportes que contribuyen a ofrecer soluciones distintas a los problemas que aquejan a las personas y esperamos que en este espacio de diálogos, acuerdos y consensos de la sociedad seamos escuchados. Para ello proponemos más solidaridad económica y más economía solidaria.

Las cooperativas son un poderoso mecanismo que contribuye de manera integral y sistemática a disminuir las desigualdades del país, estimulan cambios positivos en la sociedad, construyen vínculos y tejido social y empresarial y facilitan procesos asociativos para organizar a las personas y a las comunidades en procura de su desarrollo social, económico y cultural. La presencia de las cooperativas a nivel local y regional son un camino adecuado para dar salida democrática y pacífica a los conflictos sociales y económicos presentes en los territorios.

Fuente Colombia Cooperativa, de ASCOOP